Cosas de las que te arrepientes cuando eres mayor

Cierra los ojos e imagina que estás en tu propio funeral, es un poco morboso, lo sé, pero hay una razón para ello. Ahora piensa en lo que te gustaría que la gente dijera sobre ti. ¿Qué tipo de vida quieres llevar? La gente muere con todo tipo de remordimientos. No seas uno de ellos.

  1. Ojalá me hubiera importado menos lo que piensan los demás.

Es solo cuando te das cuenta de lo poco que otras personas realmente piensan en ti (en un sentido negativo) que te das cuenta de cuánto tiempo pasaste dándole vueltas a lo que los demás podían pensar si hacías esto o aquello y desperdiciando energía preocupándote por ello.

  1. Ojalá hubiera logrado más cosas en la vida.

No tienes que haber ganado un Oscar, construir un negocio o correr un maratón, pero es importante tener pequeños logros personales.

  1. Ojalá le hubiera dicho a __ cómo me sentía realmente.

Incluso si el «uno» no existe, decirle a alguien cómo te sientes realmente siempre te salvará de ese sentimiento desgarrador de «pero qué pasaría si…» que podría durar toda la vida si te quedas callado.

  1. Ojalá me hubiera defendido más.

A veces, es demasiado fácil pensar que, si te esfuerzas por complacer a todos, gustarás más o tu pareja no se irá con nadie más. Creo que la edad probablemente nos enseña a ser amables, pero no a expensas de nuestra propia felicidad y dignidad.

  1. Ojalá hubiera seguido mi pasión en la vida.

Es tan fácil dejarse seducir por un salario estable, una rutina sólida y una vida cómoda, pero ¿a qué costo?

  1. Ojalá nuestra última conversación no hubiera sido una discusión.

La vida es corta y nunca sabes cuándo será la última vez que hables con alguien a quien amas. Son estos momentos los que realmente quedan claros en la mente de las personas.

  1. Ojalá hubiera dejado que mis hijos crecieran para ser quienes querían ser.

La comprensión de que el amor, la compasión y la empatía son mucho más importantes que los choques de valores o sistemas de creencias puede ser un fuerte golpe.

Cosas de las que te arrepientes cuando eres mayor
  1. Ojalá hubiera vivido más en el momento.

Ver crecer a los niños te hace darte cuenta de lo efímero y precioso que es el tiempo y, a medida que envejecemos, muchos de nosotros vivimos cada vez menos en el presente.

  1. Ojalá hubiera trabajado menos.

Siempre hay un deseo de relajarse un poco más y darse cuenta de que el éxito financiero o el logro profesional no necesariamente equivalen a una vida plena.

  1. Ojalá hubiera viajado más.

Viajar es un placer que nos podemos dar a cualquier edad, con niños o no, pero muchos se convencen de no hacerlo por todo tipo de razones, como falta de dinero, hipoteca, hijos, etc. Pero cuando existe el arrepentimiento de no haberlo hecho, es porque sabes que podría haber sido posible en algún momento.

  1. Ojalá hubiera confiado en mi instinto en lugar de escuchar a los demás.

Tomar tus propias decisiones y sentir confianza en las decisiones que tomas nos da satisfacción y alegría de vivir. Ir en contra de tu instinto solo genera resentimiento y amargura.

  1. Desearía haberme cuidado mejor.

Los problemas de salud prematuros o el envejecimiento siempre hacen que te preguntes si hubieras comido más sano, hecho más ejercicio y estado menos estresado, ¿estarías dónde estás hoy?

  1. Ojalá hubiera corrido más riesgos.

Todo el mundo tiene su propia idea de lo que es arriesgado, pero sabes que cuándo vives demasiado en tu zona de confort, algunas personas sienten que se perdieron muchas aventuras que la vida tenía para ofrecerles.

  1. Ojalá hubiera tenido más tiempo.

Mucha gente dice que el tiempo se acelera a medida que envejecemos. Las seis semanas de vacaciones de verano que tuvimos cuando éramos niños ciertamente parecían durar toda la vida. Si el tiempo se acelera, entonces es aún más importante aprovechar al máximo cada momento.

  1. Ojalá no me hubiera preocupado tanto.

Si alguna vez ha escrito un diario y ha mirado hacia atrás, probablemente se preguntará por qué alguna vez se emocionó tanto con algunas cosas.

  1. Desearía haber cuidado más a la gente.

Las consecuencias de dar por sentado que las personas siempre van a estar a tu lado, hagamos lo que hagamos, suelen ser catastróficas para las relaciones personales.

  1. Ojalá hubiera pasado más tiempo con mi familia.

Algunas personas se quedan atrapadas en el trabajo, se mudan a otras partes del mundo, envejecen con rencores contra los miembros de la familia solo para darse cuenta de que sus prioridades estaban en el lugar equivocado.

  1. Desearía no haberme tomado tan en serio.

La vida es más divertida cuando puedes reírte de ti mismo.

  1. Desearía haber hecho más por otras personas.

Hacer cosas por los demás solo hace que la vida tenga más sentido.

  1. Desearía haberme sentido más feliz.

La comprensión de que la felicidad es un estado mental que puedes controlar a veces no se le ocurre a la gente hasta que es demasiado tarde.

Leave Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar